Propiedad Intelectual

QUEDAN RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS DE EXPLOTACIÓN

1. El artículo 274.1 del Código Penal establece: “Será castigado con la pena de seis meses a dos años de prisión y multa de 12 a 24 meses el que, con fines industriales o comerciales, sin consentimiento del titular de un derecho de propiedad industrial registrado conforme a la legislación de marcas y con conocimiento del registro, reproduzca, imite, modifique o de cualquier otro modo utilice un signo distintivo idéntico o confundible con aquel, para distinguir los mismos o similares productos, servicios, actividades o establecimientos para los que el derecho de propiedad industrial se encuentre registrado.”

2. El artículo 34.2º y 3º de la Ley 17/2001, de 7 de diciembre, de Marcas, dice:
“El titular de la marca registrada podrá prohibir que los terceros, sin su consentimiento, utilicen en el tráfico económico:

a) Cualquier signo idéntico a la marca para productos o servicios idénticos a aquéllos para los que la marca esté registrada.

b) Cualquier signo que por ser idéntico o semejante a la marca y por ser idénticos o similares los productos o servicios implique un riesgo de confusión del público; el riesgo de confusión incluye el riesgo de asociación entre el signo y la marca.

3. Cuando se cumplan las condiciones enumeradas en el apartado anterior podrá prohibirse, en especial:

a) Poner el signo en los productos o en su presentación.

b) Ofrecer los productos, comercializarlos o almacenarlos con esos fines u ofrecer o prestar servicios con el signo.

c) Importar o exportar los productos con el signo.

d) Utilizar el signo en los documentos mercantiles y la publicidad.

e) Usar el signo en redes de comunicación telemáticas y como nombre de dominio.

f) Poner el signo en envoltorios, embalajes, etiquetas u otros medios de identificación u ornamentación del producto o servicio, elaborarlos o prestarlos, o fabricar, confeccionar, ofrecer, comercializar, importar, exportar o almacenar cualquiera de esos medios incorporando el signo, si existe la posibilidad de que dichos medios puedan ser utilizados para realizar algún acto que conforme a las letras anteriores estaría prohibido.”

4. También el artículo 11 de la Ley 3/1991, de 10 de enero, sobre Competencia Desleal, dispone: “1. La imitación de prestaciones e iniciativas empresariales ajenas es libre, salvo que estén amparadas por un derecho de exclusiva reconocido por la Ley. 2. No obstante, la imitación de prestaciones de un tercero se reputará desleal cuando resulte idónea para generar la asociación por parte de los consumidores respecto a la prestación o comporte un aprovechamiento indebido de la reputación o el esfuerzo ajeno.”

El artículo 6.b) de la Ley 34/1988, de 11 de noviembre, General de Publicidad, reconoce que: “Es publicidad desleal: La que induce a confusión con las empresas, actividades, productos, nombres, marcas u otros signos distintivos de los competidores, así como la que haga uso injustificado de la denominación, siglas, marcas o distintivos de otras empresas o instituciones, o de las denominaciones de origen o indicaciones geográficas de otros productos competidores y, en general, la que sea contraria a las exigencias de la buena fe y a las normas de corrección y buenos usos mercantiles.

Este Sitio Web se rige por las leyes españolas, y se encuentra protegido por la legislación nacional e internacional sobre propiedad intelectual e industrial.

Los textos (informaciones, conceptos, opiniones y otros análogos) y elementos gráficos (diseño, logos, código fuente y otros análogos) que constituyen el PORTAL y difundidos a través de éste, así como su presentación y montaje, son titularidad exclusiva de THE DOCTOR ACADEMY u ostenta los derechos de explotación de estos a través de acuerdos con terceros.

En este sentido, se constituyen como obras protegidas por el conjunto de la regulación española y comunitaria en el ámbito de la propiedad intelectual, conforme al Real Decreto Legislativo 1/1996, de 12 de abril, por el que se aprueba el Texto Refundido de la Ley de Propiedad Intelectual y la Ley 5/1998, de 6 de marzo, de Incorporación al Derecho Español de la Directiva 96/9/CE sobre la Protección Jurídica de las Bases de Datos, resultándoles asimismo de aplicación los tratados internacionales suscritos en este campo.

THE DOCTOR ACADEMY no concede licencia de uso o autorización alguna sobre sus derechos de propiedad industrial e intelectual o sobre cualquier otra propiedad o derecho relacionado con su PORTAL, salvo acuerdo expreso con terceros.

Los USUARIOS podrán llevar a cabo la reproducción de los contenidos del PORTAL con el único fin de proceder a su almacenamiento, a la realización de copias de seguridad o a su impresión sobre papel para uso privado.

Al margen de lo anterior, queda prohibida toda reproducción, distribución, transformación, presentación, total o parcial, del contenido del PORTAL o de alguno de sus elementos, de forma directa o indirecta por redes telemáticas o soportes análogos, con un fin comercial dirigido al público o para una utilización más allá de las mencionadas, aún citando la fuente, siempre que no se cuente con la autorización expresa y por escrito de THE DOCTOR ACADEMY y en su caso de terceros colaboradores. El incumplimiento de lo anterior facultará a THE DOCTOR ACADEMY para interponer las acciones legales pertinentes.

Quedan especialmente prohibidas:

– La presentación de una página del PORTAL en una marco de otra pagina web que no pertenezca a THE DOCTOR ACADEMY, mediante la técnica denominada “framing” a no ser que cuente con el expreso consentimiento por escrito de THE DOCTOR ACADEMY.

– La inserción de una imagen difundida en el PORTAL en una página o base de datos, no perteneciente a THE DOCTOR ACADEMY, mediante la técnica denominada “in line linking” si ello no cuenta con la expresa autorización de THE DOCTOR ACADEMY.

– La extracción y uso de elementos del PORTAL causando o no un perjuicio cualquiera a THE DOCTOR ACADEMY, conforme a las disposiciones del Real Decreto Legislativo 1/1996, de 12 de abril, por el que se aprueba el Texto Refundido de la Ley de Propiedad Intelectual y la Ley 5/1998, de 6 de marzo, de Incorporación al Derecho Español de la Directiva 96/9/CE sobre la Protección Jurídica de las Bases de Datos.

THE DOCTOR ACADEMY deberá autorizar expresamente el establecimiento de links de hipertexto (hipervínculos) en otra website dirigidos al homepage de este PORTAL o a cualquier otra página interna de éste, siempre que las correspondientes páginas aparezcan en una ventana completa y bajo las direcciones electrónicas propias del mismo.

Los derechos no expresamente concedidos anteriormente quedan reservados a THE DOCTOR ACADEMY.

Todos los nombres comerciales, marcas o signos distintivos, logotipos, símbolos, marcas mixtas, figurativas o nominativas que aparecen en este PORTAL pertenecen a THE DOCTOR ACADEMY y se encuentran protegidos por la legislación vigente al respecto.